Popurrí para el nuevo año. Chicago

30 12 2007

Desde la última vez que escribí han pasado unas cuantas cosas: me puse moreno en la playa, fui a Chicago, perdí el moreno, volví de Chicago, se acabo el semestre, fui diez días a la Baja California, recuperé el moreno, volví de la Bja California… A grandes rasgos es lo que me ha pasado estos dos meses. Pero voy a ser bueno y contaré con un poco más de detalle.

Lo que tengo con el blog es que se me empiezan a acumular cosas, que si las fotos de acá, los videos de allá , los bichos por ahí… Y la verdad es que da un poco de pereza ponerse al día cuando ves que tienes tanto por delante, como en arquitectura. Pero para empezar bien el año no pienso arrastrar más cosas , además de que mañana me voy un tiempito y volveré más que contar. Para solucionarlo rápidamente voy a ir dejando impresiones sueltas, así sin mucho orden ni concierto y ustedes ya se las arreglan para entenderlo. Mejor eso que nada.

Lo primero que debería contar es el viaje para celebrar el Día de los Muertos. La cultura de honrar y adorar a los muertos es algo muy de México, aunque nosotros en España tratemos de resucitarlos pero eso es otra cosa. En este día de los muertos, los mexicanos van a los cementerios para velar durante la noche a sus seres queridos. Es una tradición muy vistosa, los cementerios se llenan de flores y adornos para las lápidas. Todo pintaba que el viaje iba a ser increíble porque hasta íbamos a ir con un grupo indígena, pero aquello resultó ser una secta que se dedicaba a martirizarnos a base de violín y pandereta. Como todavía estoy subiendo los videos del violín y la pandereta empiezo por contar otra cosa.

Tras un par de intentos fallidos al final todo cuadró o me dio igual que no cuadrara y me fui a la ciudad del viento. Y de la lluvia y de la nieve y del frío. No sé si recuerdo otra sensación de frío más bestia de la que pasé en Chicago y eso que estábamos en Noviembre, cuentan que en Febrero ves pingüinos. Aunque fuera con todo el equipo, daba igual, llegaba un momento en el que lo de pasear pasaba a ser una tortura y te tenías que convertir el estilo de vida americana metiéndote en un centro comercial con calefacción. Bueno exagero un poco porque sí que andé por ahí y hay que decir que el centro de Chicago es acojonante, venga rascacielos y más rascacielos aunque por el mal tiempo no pude subir a ningún mirador porque las nubes los tapaban. Aquí os dejo un vídeo donde se ven unos cuantos edificios altos.

El de los ruiditos soy yo muriéndome de frío.

El viaje estuvo bastante completo, me quedé a dormir en el campus del IIT diseñado en parte por Mies Van der Rohe aunque según salíamos de fiesta fui haciendo turismo por otras casas para ir conociendo mejor la ciudad que es grande, grande. Con esto del frío aproveché para ver un par de museos, que en Chicago como en casi todas partes de EEUU son de iniciativa privada. Las alas del museo tienen el nombre de quien ha donado dinero para la causa, el estado tiene una participación nula. Un poco lo que pasa también con la educación, la que se considera de calidad es privada, la iniciativa del estado se considerada marginal. Vamos, que el que tenga dinero puede pagar una buena educación y el que no lo tenga, pues a otra cosa. Otro problema bastante importante es la segregación: los blancos viven en los barrios ricos del norte y los negros viven en los barrios pobres del sur. Creo que más allá del tema del acceso a la educación e igualdad de oportunidades en otras cuestiones, que también afecta, lo que más influye es la normalidad con que se acepta esta situación. Más de la mitad de la población de Chicago es negra y los únicos, y muchos, que verás pidiendo por la calle son negros. En los museos es muy raro encontrar un negro, a menos que sea vendiéndote la entrada. Preocupa que hayan llegado a esta situación y no hagan nada para cambiarla , pero lo que está a claro es que la mitad norte no va a hacer nada porque cambie.

Bueno, que entre paseo y museo coincidió que era el día de Acción de Gracias, fecha familiar de EEUU donde toda la familia se reúne para comer un pavo. Como buena tradición potente tiene toda una serie de tradiciones satélites de lo más americanas: partido de fútbol americano especial de “thanksgiving”, cabalgata con muñecos flotantes que llega a una plaza donde hay un concierto, especiales de televisión de “thanksgiving” a patadas… Y no sé si tienen un mensaje televisado del presidente para esas fechas tan señaladas, aunque eso no es una tradición tan americana.

La cosa es que como yo no tengo familia en Chicago cogí a Vicente, que era lo más parecido que tenía a una familia por ahí, y nos fuimos al “7 eleven” a comernos un sadwich de pavo, porque estaríamos tirados (y mucho), pero las tradiciones son las tradiciones. Por la noche nos reunimos con el resto de españoles de intercambio, que eso sí que es un verdadero gueto vayas donde vayas, para celebrar nuestro propio “acciondegraciasaquetenemossuficientealcoholparaprotegernosdelfrío”.

Un gran descubrimiento de Chicago fue el Facebook, otra gran herramienta de internet para perder el tiempo que tiene curiosidades como apoyar causas o crear la tuya propia. ¡Salvemos a Marichalar!

Y eso fue todo, que me lo pasé muy bien y que me quedo con ganas de volver, sobre mayo más o menos.

De regalo y como compensación a todo este tiempo sin escribir les dejo un video que es un clarísimo ejemplo de los nefastos efectos de la globalización. Da mucho miedo.

Sí, son tunos mexicanos.

Anuncios

Acciones

Information

One response

6 01 2008
arpia49

Eh! Feliz año nuevo… que hagas tantas cosas en México como hasta ahora.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: